domingo, 3 de febrero de 2013

Valeria Lukyonova, así era antes de convertirse en la Barbie humana

Antes de convertirse en una Barbie de carne y hueso, Valeria Lukyonova era una joven normal. A los 16 años comenzó a trabajar como modelo y a cambiar su cuerpo. Maquillaje de fantasía, cintura de avispa, extrema delgadez, pechos exagerados… todos estos ingredientes son los que convirtieron a la modelo en una auténtica muñeca viviente.

Valeria ha sido criticada por su delgadez extrema y muchos no creen que su cuerpo sea real. Ella niega haberse sometido a más cirugía que el aumento de pecho, pero lo cierto es que sus proporciones y los rasgos de su cara parecen realmente imposibles. Real o no, Valeria se ha convertido en todo un fenómenos en Internet.

http://www.telecinco.es


 

2 comentarios:

Devastiel dijo...

Pues da grima.

Cristina (El rincón de...) dijo...

Pues era más mona cuando era normal!